FANDOM


Rise of a Jedi - La Hermandad de las Sombras

Hermandad de las Sombras - Portada.jpg

En medio de una era de oscuridad, la Republica Galactica y la Confederacion de Sistemas Independientes se enfrentan en una guerra sin cuartel, mientras los grupos de mercenarios se aprovechan de la situacion, pero, en esa epoca de oscuridad, un joven mercenario encontrara su destino.......

Prologó: Ryloth

Año: 35 ABY

Xing era una joven maestra Jedi. Pero ella fue exiliada tiempo despues, ya que tuvo relaciones amorosas con un mercenario Mandaloriano, y aun que le costo su posicion en la orden, ahora ella tenia algo mas hermoso que eso. Un pequeño niño. Ella penso un nombre para el. Edefen. Pero entonces escucho tiros. Cuando salio un grupo de mercenarios VVeequay estaban atacando la aldea Tvvilek. Habia niños llorando. - Quedate aqui pequeño, no hagas ruido - le susurro al niño. Ella prendio su sable de luz de tres hojas, que era en forma de cruz, color azul. Era una herencia familiar, que fue portada por el Heroe de Tython cuatrocientos años atras. Xing encendio el sable de luz y cargo contra los mercenarios. Los disparos que le enviaban los esquivaba facilmente, ella dio un salto y dio un tajo a un par de mercenarios. Uso la fuerza para arrojar a un grupo de mercenarios que cargaban contra ella, pero no conto con que la tenian en la mira. Un francotirador apunto contra su pecho y abrio fuego. Ella sintio un dolor en el vientre. El VVeequay fallo el tiro, pero aun asi fue letal. Ella puso su mano en su vientre, adolorida. Intento levantarse, pero el dolor se lo impedia. Entonces finalmente cayo desplomada.

Katar llego a la escena demasiado tarde, escucho disparos, explosiones, y entonces vio a su esposa muerta. La maestra jedi yacia en el suelo, con una herida en el vientre. Escucho los llantos del niño, y fue a ver que sucedia. Entonces lo vio, alli, en su cuna, mientras sollozaba. El mandaloriano lo tomo en sus brazos. - Calma pequeño, calma - le dijo al niño. El pequeño seguia llorando en medio del caos, el mandaloriano no queria ponerlo en riesgo, tendria que entregarselo a la hermana de Xing. Esperaba que tuvieran al joven niño para cuidarlo, pero probablemente sus esperanzas eran ciegas. Abandono la aldea quemada y fue hacia su nave personal, hacia un futuro incierto....

Capítulo 1: Felucia

Año: 20 ABY


Edefen Shan era un mercenario, hijo de una maestra Jedi y un Mandaloriano. El primero tuvo una vida en el templo Jedi, pero fue rechazado poco tiempo despues. El fue abandonado por su padre en de Concord Davvn, una de las lunas de Mandalore. Un cazarrecompensas del clan Fett lo tomo como su hijo y lo entreno para la guerra, lo convirtio en un guerrero hecho y derecho, un dia, el tuvo que abandar la luna y consiguio una vida como mercenario, se unio a una pandilla conocida como "Los Cazadores Azules", un pequeño grupo de mercenarios, compuestos de una nativa de Jakku, Akira, un Mandaloriano de Concord, Pherus, y un rodiano que nacio en una estacion espacial, Geedo. Eran acaparadores, buscaban todo lo que se pudiera recolectar en una batalla. La Guerra de  los clones que habia estallado recientemente era una increible oportunidad de comercio, pero su mas reciente busqueda era en Felucia. Un crucero clase Venator fue derribado en Felucia, y los nativos se habian movilizado para tomar recursos. El planeta era salvaje, habia dos especies inteligentes, los Acechadores, seres de piel azulado que habitaban en las junglas y los Felucianos, una especie de agricultores que habitaban en el ecuador del planeta. 

Edefen y su equipo cargaron sus armas, rifles de asalto usados por los clones, pistolas blaster, rifles pesados, rifles de francotirador y una vara electrica. El grupo se preparo para descender en su nave personal, una cañonera LAAT modificada, conocida como "La Epistola de Fett". El piloto era un androide asesino, HK-47. - Descendiendo en la atmosfera - dijo el androide. - Bien, muchachos, preparense para el descenso - dijo Pherus, del clan VVren. - Bien, con los acechadores alla abajo, sera un infierno el trabajo - dijo Akira.  Geedo cargo su pistola blaster y el grupo descendio en la selva, repleta de gigantescos hongos.  El grupo avanzo entre la espesa vegatacion. Akio sintio como si algo los estuviera acechando, ya sabia a que se enfrentaban. - Hay un grupo de Acechadores flanquenadonos - dijo Edefen. - Bien - respondio Pherus. La armadura de Pherus era una armadura de la Guardia de la Muerte personalizada, Akio portaba una armadura de color rojiza Mandaloriana. Entonces un Feluciano arrojo una lanza, Edefen la logro esquivar y devolvio el fuego. El grupo se atrinchero y comenzo a abrir fuego contra las criaturas. Los acechadores eran liderados por una criatura de aspecto rojizo, era un anciano. La criatura sabia utilizar la fuerza y arrojo a Geedo. - ¡ahhh! - exclamo el Rodiano. Edefen blandio un cuchillo y corrio hacia el cacique. Arrojo el cuchillo electrizado y vio al cacique acechador retorcerse. El tiroteo continuo, hasta que los Acechadores retrocedieron, y entonces un enorme monstruo reptiloide emergio, era un Acklay. La bestia de aspecto insectoide rugio y cargo contra el grupo, esta era montada por un Feluciano cacique de color amarillento. Edefen comenzo a abrir fuego mientras cayo al suelo. Pherus se impulso con su mochila jet e intento abrir fuego contra el Feluciano, pero el Acklay lo tomo con sus mandibulas y lo arrojo. Akira encendio su baston electrico y corrio hacia las patas de la criatura, estas la aturdieron y la derribaron. Despues Edefen descargo todo el fuego de su arma en la cabeza de esta, y la asesino. Geedo tomo su pistola Blaster y asesino al cacique. - Buen trabajo - dijo Edefen.

El grupo llego hacia los restos de la batalla, y se adentraron en los restos de la gigantesca nave. Entonces Akira diviso la pieza que buscaban. - He aqui, un motor de hiperespacio - dijo ella. La pieza de maquinaria era enorme, pero no la buscaban a ella. Akira logro abrir el sellado y revelo un cristal Kyber de tamaño mediano. Esas cosas eran suficientes para potenciar un motor de distorsion, y solo se encontraban en planetas hostiles, a los que los Jedi solo tenian acceso. Ellos trabajaban para una faccion mercenaria, "Los Devastadores", y entrar en Guerra con los Jedi los llevaria a una guerra con la republica, eso no era una opcion viable. - Vamonos de este planeta, esas esporas me incomodan en la nariz - dijo Pherus. El grupo regreso a la nave y escapo del planeta.

Capítulo 2: Coruscant

Tariga era una estacion de la confederacion de sistemas independientes, un importante puerto comercial. Para poder ir a otros sistemas de la corporacion tendrian que pasar por el control de trafico, por suerte estos no serian un gran problema, ya que el soborno no era nada dificil. - Bien muchachos, ya saben que hacer - dijo Pherus. La cañonera se detuvo ante el control de trafico, un Devaroniano era el responsable del control de rutas. - Muestren su identificacion - dijo el devaroniano. - Vamos a Lokori, le tenemos que entregar un paquete al Dr. Galen Erso - dijo Pherus. - Bien, solo tendriamos que hacer un poco de papeleo -  dijo el Devaroniano. Pero entonces sus ojos se abrieron cuando observo las identificaciones. - El acceso se les ha sido denegado, lo siento - dijo el devaroniano. - ¿Qué? - pregunto Pherus. - Hemos encontrado a los asaltantes del sector Felucia - dijo el devaroniano. - Pero, eran objetos de la republica - dijo el mandaloriano. - Asi es, la estacion ahora es propiedad de la republica - dijo el Devaroniano.

Edefen desperto en una prision de la republica. En frente de el se encontraba Pherus, en otra celda Akira y en otra Geedo. - ¿Que sucedio? - pregunto Edefen. - La republica nos tomo presos - dijo Pherus. - Ugh, mierda - exclamo Akio. Habia guardias de la milicia de la estacion. - ¿Como supieron de nuestro plan? - pregunto Edefen. - Parece que un drone espia se entero de nuestros planes - dijo Akira. - ¿Y Ahora como salimos? - pregunto HK-47. - Esperen, tengo un plan - dijo Geedo. - ¡Ahu! Me duele, mi estomago, ugh, quiero vomitar - exclamo Geedo. - Eso no funcionara Geedo - dijo Pherus. Entonces un guardia aparecio. - Ugh, genial, Desbloqueare la celda, ¡Llamen a un medico! - exclamo el guardia. Cuando abrio la puerta, Geedo se logro parar y lo noqueo. - Bien hecho Geedo - dijo AKira. - Gracias, pero enserio, me duele la panza - dijo Geedo. Geedo tomo la tarjeta del soldado de la republica y abrio las otras celdas, HK-47 tomo el rifle del guardia. - Vengan, por aqui - dijo el androide. El grupo abandono el bloque de prision y abandono el area, se enfrentaron a un grupo de guardias, pero no fue dificil. Pero entonces, cuando llegaron al bloque de comunicaciones, fueron interceptados por un grupo de soldados. - ¡Las manos arriba! - exclamaron. Estaban rodeados. HK-47 abrio fuego contra un guardia de seguridad, pero estos abrieron fuego con el rifle de conmocion. Akio sintio una especie de ira en el, y entonces, libero una onda de choque. No supo como lo hizo, pero de alguna forma, sucedio. - ¿Que? - se pregunto a si mismo.Pero eso no fue suficiente, despues sintio el disparo de un rifle de conmocion, y cerro los ojos.

Edefen desperto en una especie de ciudadela en Coruscant, pero rapidamente se dio cuenta que no era un edificio comun y corriente. Era el templo Jedi. El habia estado presente en su infancia, pero fue desechado por que no tenia habilidades de la fuerza. Un grupo de soldados clones lo escolto hacia el lugar, alli lo recibio un Jedi de aspecto similar a un calamar en su cabeza. - Hola, soy el Maestro Kit Fisto, el Maestro Yoda dio la orden de que te trajeran a este lugar, tu vendras conmigo -  dijo Kit. El jedi guio al joven mercenario a traves del templo, le mostro lugares como el jardin botanico, las habitaciones, el area de comida, el hangar, pero despues lo llevo a la sala del consejo.

Edefen entro al lugar y observo a un maestro jedi similar a un duende, era de tamaño pequeño y presentaba un cabello blanco, caracteristico de un anciano. - Mucho gusto tener yo, soy el Maestro Yoda - le dijo el ser. - Ehm, ¿Por que estoy aqui? - pregunto Edefen. El tenia un rostro joven y un cabello suelto. - Veras, tu tener habilidades de la fuerza, heredadas de tu madre, lo he visto - dijo Yoda. - ¿Quien te dijo? - pregunto Edefen. - Me informaron las fuerzas en la estacion Tauriga - dijo Yoda. - ¿Y Que quieres hacer conmigo? - pregunto el. - Entrenarte - dijo Yoda. - ¿Bromeas? Ustedes me expulsaron cuando era niño por que decian que no tenia la fuerza en mi ser, y ¿Ahora quieres que me una a ustedes? Patrañas - dijo el mercenario. - Siento ira en ti, debes aprender a controlarla. Ve al planeta de Azura, alli encontraras a alguien que te entrenara - dijo Yoda. - Bien, ire, pero a cambio de una recompensa - dijo Edefen. - Te la daremos cuando regreses - dijo Yoda.

Capítulo 3: Xagobah

Su equipo habia sido tomados como huespedes por los Jedi, mientras el tomaba un caza Jedi viejo y destartalado, y fue hacia Xagobah. El planeta era un mundo floreado lleno de vida, similar a Felucia, pero este estaba cubierto en superficies pantanosas y cielos rosados. La nave entro en la atmosfera del planeta. Akio aterrizo y observo el mapa que le dieron. El tendria que ir al Monte Auriga. No estaba muy lejos de alli, pero le tomaria un tiempo llegar. Camino bajo los selvaticos entornos de Xagobah, observando a las extrañas formas de vida que lo habitaban, Guacamayos de cuatro alas sobrevolaban el paisaje, Edefen sintio una extraña sensacion de familiaridad al comenzar a acercarse a la montaña, sintio como si alguien conocido estuviera alli. El joven mercenario entro hacia una cueva y sintio una sensacion de calma y armonia, continuo adentrandose en ella, pero entonces tuvo una extraña vision. Observo el templo Jedi arder, observo una figura encapuchada, y una version de si mismo siguiendola, ese extraño ser, encendio un sable de luz y se enfrento a Edefen. Edefen abrio fuego con su rifle, pero los disparos eran desviados por el sable de su contrincante, entonces llego y sintio como el sable de luz era hundido en su vientre, un fuerte dolor lo recorrio, y el cayo inconsciente.

Edefen desperto en una cueva. Habia una hermosa vista al panorama del planeta, los enormes hongos y plantas gigantes cubrian la superficie de color marron, y los cielos rosados daban una sensacion de armonia. Entonces una mujer aparecio al lado de el, tenia cabello cafe suelto, ojos claros y portaba una tunica anaranjada. - Ya despertaste - le dijo. - Asi es - respondio Edefen. - Yo soy la maestra Pheng Shan - dijo la jedi. - Un momento, ¿Tia Shan? - pregunto Edefen. Ella asintio con la cabeza. - Ha pasado un largo tiempo sin verte - dijo mientras la abrazaba. - No te preocupes Edefen, sabia que tenias la fuerza en tu interior, aun que tardaria en surgir - le dijo ella. - Los del consejo me enviaron a que entrenara contigo, pero no se que tengo que hacer - dijo el. - Sigueme, yo te enseñare - le dijo ella. Edefen siguio a su tia por la caverna, y llegaron a una especie de sala de entrenamiento. Habia artefactos decorativos jedi, que le daban un toque religioso a la habitacion. - Sientate, ponte a meditar - le dijo ella. Edefen observo como se ponia en una posicion meditando, el decidio hacer lo mismo, pero entonces veia cosas aterradores, vio una superarma que desintegraba mundos, vio sufrimiento, vio gente siendo asesinada. El desperto del trance agitado. - Vi, vi cosas horribles - dijo Edefen. - Calma, calma Padavvan, debe ser la ira en tu interior que te hace ver estas cosas - dijo ella. - Debe haber una forma de canalizar tu ira - dijo ella.

- Mueve es roca - exclamo Pheng. - ¿Por que? - pregunto el. - Sera una forma de concentrarte, no pienses en nada mas, solo concentrate y muevela - le dijo ella. - Bien, lo hare - respondio el. Edefen se concentro y entonces comenzo a hacer levitar la piedra en el aire, Pheng observaba emocionada como su sobrino podia levantarla en el aire. - Lo has hecho - dijo, casi llorando de la emocion. Edefen sonrio y carcajeo junto a ella, habia hecho un gran avance en su entrenamiento Jedi. 

- Ahora te enseñare a usar el sable de luz - le dijo ella. Ella le dio un sable de luz de triple hoja. - Este le pertenecio a tu madre - le dijo ella. Edefen lo tomo y pudo escuchar llantos de un bebe, mientras al fondo se oian ruidos de disparos y estocadas del sable. - Tu concentrate, no dejes que las energias oscuras que lo impregnan te distraigan - le dijo Pheng. - Bien - dijo temeroso el joven Padavvan. El encendio el sable de luz y se vendo los ojos. Un pequeño droide de aspecto redondo disparaba cargas aturdidoras contra el, al principio le dieron a Edefen, pero despues pudo concentrarse y usarlo bien. - Aprendes rapido - le dijo ella. - ¿Cuando estare listo? - pregunto Edefen. - Cuando sea necesario - le dijo ella.

Capítulo 4: Rhen Var

Pheng regreso con su joven Padavvan al templo Jedi, durante ese tiempo, pudo haberlo guiado por el camino de la luz, e incluso decidio cambiarle el nombre, ya que el odiaba que le llamaran Edefen. - ¿Estas seguro de llamarte Avner? - pregunto ella. - Asi es, ese nombre lo tuvo uno de nuestros ancestros, el Heroe de Tython - le dijo el. - Bueno, como tu digas - le dijo Pheng. - Veo que regresado han - dijo Yoda. - Asi es - respondio Pheng. - Como sabras, la Guerra de los Clones se ha incrementado, y eso comienza a afectarnos, a Rhen Var ustedes ir deben - dijo Yoda. - No quise involucrarme en la guerra gran maestro, por eso abandone el templo - dijo Pheng. - Es un mal necesario - dijo Avner. - Esta bien - respondio ella. - Iran acompañados del Maestro Jedi Zhaus Hyaun - dijo Yoda. - Ugh, no, mi viejo maestro - dijo Pheng. - No tener miedo debes, confia en ti misma - dijo Yoda. - Ehm, ¿Y Que pasara con mi viejo equipo de cazarrecompensas? - pregunto Avner. - Seguiran bajo custodia por un tiempo indeterminado - le dijo Yoda. - Bien - exclamo en un tono aburrido Avner.

El planeta de Rhen Var era frio, habia ruinas de una civilizacion ancestral que estuvo presente 300,000 años antes del surgimiento de la republica galactica, estas entidades estuvieron presentes por la mayor parte de la galaxia, habia ruinas de ellos por todos los planetas del Borde Medio y algunos planetas del Nucleo, se cree que estuvieron enemistados con otra civilizacion que tenia bajo su control el Borde Exterior y las Regiones Desconocidas, ambas civilizaciones estaban envueltas en el misterio. Un grupo de Separatistas estaban buscando algo en esas ruinas, y la Legion 607 tenia que averiguarlo.

La cañonera LAAT descendio en el campamento de la republica, el frio azotaba en la cara a Avner, pero a su maestra parecian no incomodarle el gelido frio. - ¡Maestro Zhaus! - exclamo ella. - Vaya, nos volvemos a ver, Pheng - le dijo el. - Asi es - respondio ella. - Mirate, tienes un Padavvan, crei que tu politica de pacifista no te permitiria llegar tan lejos - le dijo el. El maestro jedi era calvo, portaba un traje negro y un sable de luz similar al del conde dooku, pero de color verde. - ¿Y Cuando comenzamos esta batalla? - pregunto Avner. Un clon en traje para el frio aparecio, se identifico a si mismo como Comandante Vaks. - Es hora de mover nuestras tropas señor - dijo el comandante. Los soldados clones se movilizaron con los vehiculos y se prepararon para la batalla. - Estos soldados deben entrenar toda su vida para esto - dijo Avner. - Asi es señor - le dijo Vaks. - Lo siento, soy un Padavvan, usted tendria mas rango que yo - le dijo Avner. - Los jedi son mas importantes militarmente hablando señor - le dijo Vaks. - No me llames señor, te haces sentir inferior, escuchame Vaks, yo sere el que te llamare a ti señor, la experiencia es lo que cuenta, ¿No? - pregunto Avner. - Supongo que si - dijo Vaks. - Calma, no te preocupes, tu enfocate en liderar a tus tropas - le dijo Avner.

La legion 607 se detuvo en unas colinas, a lo lejos observaron naves separatistas desentarrando una especie de artefacto entre las ruinas de Rhen Var, era una especie de cañon ancestral potenciado por cristales Kyber. - ¿Un arma ancestral? ¿Para que la quieren los separatistas? - pregunto Avner. - Deben estar fabricando una nueva arma para la republica - dijo la maestra jedi. - Vaya mierda - susurro Avner. Zhaus Hyaun montaba un Taun Taun y observaba la escena. - Vaks, lleva tus tropas por los flancos, prepara francotiradores, daremos un asalto a gran escala a esa base separatista - dijo Zhaus. - Entendido señor - dijo el comandante. Los soldados clon se posicionaron rodeando la base separatista, y entonces Zhaus Hyaun ordeno el ataque. - ¡Ahora! - exclamo el Jedi. Los clones salieron de sus posiciones y comenzaron a abrir fuego, los droides de batalla B1 reaccionaron inmediatamente y comenzaron a abrir fuego contra los clones. El tiroteo habia estallado. - ¡Protejan a la estructura! - exclamo uno de los androides. Droides pesados B2 se unieron a abrir fuego contra los clones, Zhaus Hyaun embistio a uno con su Taun Taun y uso su sable de luz para cortarle la cabeza a un grupo de droides. Un par de droidekas atacaron al grupo, Pheng encendio su sable de luz doble de color amarillento y desviaba los disparos de ellos. Avner cubria los disparos de los droides con el sable de luz triple, y entonces diviso a un extraño androide siendo escoltado por un grupo de androides. Un par de droides de batalla cargo la pieza de maquinaria. Avner decidio seguir al general androide.

Avner siguio al extraño androide hacia una especie de capilla, mientras la batalla sucedia alla afuera, el observo al androide comunicarse con alguien. - Conde Dooku, hemos recuperado la pieza de maquinaria ancestral - le dijo el androide. - Haz hecho bien General Grievous, llevalo a la base de Sullust - le dijo Dooku. - Entendido - respondio Grievous. Pero entonces Grievous detecto algo en el aire. - Creiste que no me daria cuenta de tu presencia, ¿Jedi? - pregunto Grievous. - Mis sensores de movimiento te detectaron mientras me seguias - dijo el androide. Avner encendio el sable de luz. Grievous volteo y tenia sus ojos inyectados en un color amarillento y de aspecto de reptil. A juzgar por ellos, era algun Kaleesh. - No te tengo miedo - dijo Avner. Grievous se quito la capa y luego extendio dos brazos mas, tomo cuatro sables de luz de su cintura. - Seras una gran adicion a mi coleccion - dijo Grievous. Avner se puso en posicion defensiva y trataba de bloquear los ataques de general droide, pero este movia los brazos muy rapido. Avner sentia que no podia con toda es carga, entonces el androide comenzo a girar sobre si mismo usando los sables como si fuera hojas de algun juego giratorio. Avner apenas podia esquivar los ataques de este, Avner cayo en el suelo derrotado. Intento empujar a Grievous con la fuerza, pero estaba debilitado. Grievous se preparo para hundir los sables de luz en el, hasta que escucho un grito familiar. - ¡Por la republica! - exclamo Vaks. Vaks empujo a Grievous y activo una granada EMP que lo dejo aturdido en el suelo, pero el cyborg pudo reincorporarse y patear al soldado clon. Entonces despues se vio acorralado por Zhaus y Pheng. Grievous dio un salto y se pego a las paredes, este se retiro. - ¿Por que intentaste eso? Casi mueres - exclamo Pheng. - Lo lamento - dijo Avner. - Pero he descubierto algo de Grievous, el llevara el artefacto a Sullust - dijo Avner. 

Capítulo 5: Sullust

Avner estaba en el crucero de la republica clase Venator "El Inquisidor", era comandado por el almirante Thravvn, un Chiss que nacio en el borde exterior. - Mhhh, interesante, este artefacto, ¿Para que lo quieren los separatistas? - pregunto Thravvn. - No estamos seguros - le dijo Vaks. - Si recuperamos ese artefacto en Sullust, podremos saber con que intenciones lo quieren usar - dijo Avner. - Vaks, lleve a sus tropas al planeta, los jedi tambien iran - dijo Thravvn. - Entendido - dijo Vaks. - No cometas ninguna estupidez Avner - dijo Pheng. - Entiendo maestra - le respondio el joven Padavvan.

Las tropas de Vaks descendieron en Sullust, habia una enorme fabrica separatista en el area. - No hay defensas separatistas en la entrada, esto no me cuadra - dijo Vaks. Avner levanto la vista y observo cruceros separatistas abandonado el planeta. Tambien diviso la nave personal del General Grievous abandonando el area. - ¿Que mierda paso aqui? - pregunto Avner. - Algo ha expulsado a los separatistas del planeta - dijo Pheng. - ¿Sullustanos? ¿Algun Jedi? - pregunto Vaks. - No creo, algo mas los expulso del planeta - dijo Zhaus. - Envie a sus tropas con extrema precaucion - dijo Zhaus. - Entendido - respondio Vaks. - Xavious, lidere un escuadron de soldados clon, los generales jedi lo acompañaran - exclamo Vaks. - Si señor - respondio un clon comando en armadura gris con toques verdosos y un visor rojo. Avner observo al clon comando, lo superaba por unos diez centimetros. - Tu debes ser un comando, he escuchado historias de ustedes - dijo Pheng. - Si, RC-4567 "Xavious", ese es mi nombre - dijo el clon comando. El grupo abrio una puerta que daba a la fabrica y entraron, habia droides de combate destrozados en el suelo, uno de ellos estaba emitiendo un mensaje. - Fuerzas de la hermandad, evacuacion de personal - decia el androide. - ¿La hermandad? ¿Que es eso? - pregunto Avner. - Hermandad de la Oscuridad, no habiamos escuchado de ellos desde la gran guerra galactica - dijo Zhaus. Entonces se escucho un grito de guerra sith. Todos en el area se aturdieron.  Entonces un grupo de androides de combate de color negro y ojos rojos aparecio, estos comenzaron a abrir fuego contra el grupo. Xavious tomo cubierta y comenzo a abrir fuego contra los droides de combate B1, mientras los clones arrojaban. granadas EMP. Pero los droides superaban al grupo en numero, los soldados clon murian uno a uno. Avner encendio el sable de luz e intento desviar los disparos de la mayoria de droides de batalla. Pheng uso un ataque de la fuerza y liquido a los droides. - ¿Que mierda con estos droides? Eran mas dificiles de matar - exclamo Avner. - Estos droides tienen esencia del lado oscuro impregnada, definitivamente debe estar la hermandad detras de esto - dijo Zhaus. - ¿Que es la hermandad de las sombras? - pregunto Avner. - Son un grupo de adeptos del lado oscuro que tenian su cede en Malakak durante la Guerra Civil Sith, pero fueron destruidos por los Caballeros de Ren, otra orden, como llegaron a vivir a estas alturas, no lo se - dijo Zhaus Hyaun.

Ahora solo quedaban los tres Jedi, Xavious y Vaks, los demas clones habian muerto en el tiroteo. Entraron a una zona de la instalacion que era una fundidora. Habia un grupo de droides que llevaban el artefacto de Rhen Var. Tambien habia un laboratorio cercano. - Xavious, ve al laboratorio, que no te vean los adeptos, nosotros nos encargamos de ellos - dijo Zhaus. - Entendido - dijo el comando clon. Xavious activo camuflaje y avanzo cerca de los adeptos, despues entro al laboratorio. El trio de jedi encendio su sable de luz y se preparo para el combate. Los adeptos los observaron y encendieron sus sables de luz. Vaks cargo su torreta para enfrentarse a los adeptos. Zhaus comenzo a enfrentarse a uno de ellos, y despues Pheng y Avner se le unieron. Avner se enfrento con un adepto que portaba un sable de luz de triple hoja. Las espadas chocaban, y estocada tras estocada, Avner resistia los golpes del adepto. Pero entonces, en una de estas estocadas, le hizo una herida en el rostro y desvelo la realidad: El adepto era identico a el. El adepto se enfurecio y cargo contra Avner, lo comenzo a ahorcar con la fuerza. Pheng y Zhaus habian eliminado a los otros adeptos, y la maestra jedi reacciono al ver a su Padavvan siendo ahorcado. Ella ataco y partio a la mitad al adepto, haciendolo caer a la lava de la fundidora. - ¿Que demonios fue eso? - exclamo Avner. - Parecia un clon del lado oscuro hecho por alguien mas - dij Zhaus. - ¿Pero quien esta interesado en clonarme a mi? - pregunto Avner. - Cierto, no tiene sentido, pudo haber clonado al elegido - dijo Zhaus. Xavious emergio con unos datos de informacion. - Descubri algo, parece que los separatistas querian construir un arma de destruccion masiva con este artefacto, la iban a llamar "El Drenador", drenaba la energia de vida en un planeta, en base a esa pieza de tecnologia ancestral, la hermandad posiblemente esta enfocada en lo mismo - dijo Xavious. - Es bueno que los detuvimos, si tuvieran esa arma en sus manos, seria demasiado tarde - dijo Pheng. - Pero no es todo, los separatistas saben de la hermandad, parece que estos tienen una base en Kashyyk, tal vez encontraremos su sede - dijo Xavious. - Debemos advertirle al almirante Thravvn de esto - dijo Zhaus.

Capítulo 6: Kashyyk

- Asi que una hermandad de Sith esta establecida en Kashyyk, ¿Eh? Bien, iremos alla - dijo el almirante. - Que bueno que ustede entienda almirante - dijo Pheng. El crucero clase Venator, acompañado de dos Acclamator entro en el hiperespacio hacia Kashyyk, el planeta favorito de los esclavistas. La flotilla de la republica llego al planeta, un crucero de los separatistas orbitaba el planeta, estaba retocado para quedar con la estetica de la hermandad. El crucero envio escuadrones de droides buitre y cañoneras para enfrentarse a la nave de la republica, mientras Thravvn enviaba cañoneras y cazas Arc-170 para contrarrestar el ataque. Tambien envio grupos enteros de cañoneras de la republica para que descendieran en Tierra, la batalla solo acababa de comenzar. Las cañoneras de la republica descendieron en el planeta y se prepararon para atacar. - Comandante Vaks, a unos kilometros tuyos, hay fuerzas de la hermandad haciendose con el control de una base de los Devastadores, encargate de ellos - dijo Thravvn. - Si señor - respondio Vaks. - Muy bien soldados, siganme - exclamo el comandante. El grupo avanzo a traves de las densas junglas de arboles de VVroshyrr. Xavious observo a un grupo de miembros de los devastadores enfrentandose a la hermandad, la mayoria de ellos intentaban escapar, pero moria incinerados por los droides lanzallamas. Vaks uso su torreta y abrio fuego contra las fuerzas enemigas de la hermandad, los androides eran derrotados facilmente, pero ellos regresarian, sin duda.

- Bien tropas, montaremos una cabeza de playa aqui, asi nos defenderemos de los refuerzos de la hermandad - dijo Vaks. - Entendido - dijo Xavious. - ¿Por que siento que esto no terminara bien? - pregunto Avner. - Calma Padavvan, solo concentrate - dijo Zhaus. Entonces del agua emergieron tanques caracol, vehiculos droide anfibios especializados en combate de asedio. Vehiculos MTT liberaban droides de combate y comenzaba el ataque. Los clones se defendian de los disparos, mientras eran asediados por los droides. Xavious abria fuego con su rifle comando DC-11, era muy bueno alternando entre las otras modalidades de disparo. Cambio a una granada y se encargo de un par de droidekas que emergian en la playa. Avner esquivaba los disparos con su sable de luz, pero entonces observo droides descomunales. Estos eran de un color rojizo y portaban sables de luz dobles. Avner se preparo para enfrentarse a los B1 impregnados con el lado oscuro de la fuerza. Zhaus Hyaun observo a un individuo que parecia ser el lider de la faccion. Estaba apoyado por grupos de varios cultistas. Era Darth Armonous. Zhaus Hyaun encendio el sable y se preparo para enfrentarlo. Avner uso la fuerza para arrojar a un droide oscuro, pero otro lo sorprendio y tuvieron un duelo con los sables de luz. Avner chocaba sables con el androide y logro cortarle la cabeza, pero otro cultista aparecio. Los cultistas no eran tan dificiles de derrotar, para un maestro jedi experienciado. Pero uno de ellos acorralo a Avner y casi lo asesina. Xavious reaccion rapidamente y abrio fuego con la modalidad de francotirador, acabando con la vida del cultista. - Ven chico, dejame ayudarte - le dijo Xavious. Zhaus Hyaun se enfrentaba a Armonous, pero el cultista Sith era muy fuerte. Armonous lanzo una descarga electrica que hirio a Hyaun. Finalmente, Armonous uso su sable de luz y le corto la cabeza a Hyaun. - ¡NO! - exclamo Pheng. Ella encendio el sable de luz y corrio hacia Armonous, pero este era muy fuerte y la ahorco con la fuerza. Una cañonera LAAT llego y comenzo a abrir fuego en el area. La explosion arrojo a Armonous lejos. Los refuerzos de la republica llegaban en masa. Las tropas de la hermandad se vieron obligadas a evacuar el planeta. La batalla habia sido ganada, pero a un precio.

Avner y Xavious entraron al complejo de los Devastadores, la hermandad se habia apoderado de el y habia asesinado a los mercenarios que operaban alli. Habia cadaveres de Devaronianos, Trandoshanos, Delphanianos y VVookies. Habia una joven jedi que habia sido retenida por Armonous. Tenia una especie de saco que le habian puesto en la cabeza. - O es muy fea, o la torturaron horriblemente - dijo en broma Avner. - Quitale la bolsa Xavious - ordeno Vaks. El comando le quito la bolsa de la cabeza a la joven jedi, era una mujer pelirroja, joven, hermosa para los estandares de humanos. - Lamento decirle fea - dijo Avner. Xavious rio. Pheng se acerco a ella. - Soy la maestra Pheng Shan, ¿Qué sucedio aqui? - pregunto ella. - La hermandad, me secuestro, y asesinaron a los mercenarios aqui, me torturaron, querian usarme para encontrar un artefacto mediante la fuerza, tambien intento clonar a ciertos usuarios de la fuerza, para poder despues intentar con algo mas grande.... - dijo ella. - El artefacto de Rhen Var, emanaba energia del lado luminoso, los adeptos no la detectarian - dijo Avner. - ¿Para que la querian? - pregunto Pheng. - Quieren usarla, para revivir a uno de los suyos, un tal, Vitiate - dijo la joven. Pheng quedo boquiabierta. - ¿Vitiate? ¿Quien es? - pregunto Avner. - Vitiate era el emperador Sith durante la Gran Guerra Galactica, si ellos tratan de revivirlo, el tratara de absorver la esencia de vida en toda la galaxia - dijo Pheng. - Ellos ejecutarian el ritual en Jandoon - añadio la joven. - Debemos ir a Jandoon, mientras la hermandad siga viva, el retorno de Vitiate sigue siendo una amenaza - dijo Shan.

Capítulo 7: Jandoon

El Inquisidor se encontraba en el hiperespacio, dirigiendose hacia el planeta Jandoon. - Bien, las tropas de la hermandad, segun se nos informa, se han atrincherado en un antiguo templo Sith, al parecer se estan preparando para un ritual - dijo Thravvn. - Podremos dar un asalto con todas las tropas que tengamos - dijo Pheng. - Es una estrategia arriesgada, a menos que usemos AT-TE - dijo Thravvn. - No me parece una mala idea, pero necesitamos mas cosas, armas pesadas - dijo Vaks. - Tenemos un Turbo Tanque, podremos usarlo para romper las filas enemigas - dijo Pheng. - Bien, ordena a tus tropas descender en Jandoon Vaks - dijo Thravvn. - Señor, si señor - respondio el soldado clon.

Las naves LAAT descendieron en la atmosfera y desplegaron los AT-TE, mientras cientos de clones de la 607 eran desplegados en el campo de batalla. - Vamos soldados,  ¡Por la republica! - exclamo Vaks. Los otros clones gritaron al unisono y se prepararon para la batalla. Avner observo a la joven jedi sollozando. Era tan joven como el. - ¿Que sucede? - pregunto Avner. - Esos cultistas, me torturaron, asesinaron a mi maestro, y me hicieron ver cosas horribles - dijo ella. - Los cultistas tambien hicieron algo conmigo, crearon un clon del lado oscuro, no se como ni el por que - dijo Avner. - Ellos saquearon el area de botanica de Oban Prime, asesinaron a mi maestro, y ahora estoy aqui - dijo la joven. - ¿Tu nunca participaste en la batalla? - pregunto Avner. Ella nego con la cabeza. - Calma, me tienes a mi, te protegere - le dijo Avner. Ella abrazo a Avner mientras sollozaba en su hombro.

Pheng lidero a los clones de la 607. Habia disparos por todas partes, los AT-TE abrian fuego contra las defensas de los cultistas, muchos de estos hacian uso de pistolas para atacar a las tropas clones. Pheng preparo su sable de luz doble y se enfrento a los cultistas que llegaban al campo de batalla, ella lograba dominarlos. La jedi arrojo su sable de luz contra un par de droides B1 y acabo con ellos, Los AT-TE se encargaban facilmente de los AAT que tenian en el campo de batalla, una cañonera droide destruyo a uno de los AT-TE, la explosion asesino a varios soldados clones. Pheng entonces diviso a Darth Armonous, el lider del culto. Sus ojos estaban inyectados en furia, y cargo contra ella. Pheng esquivaba las estocadas del cultista, entonces el comenzo a hablarle. - Maestra Pherus Shan, descendiente de Revan Shan, ¿crees que podras detenerme? Patetico - dijo Armonous. Pheng seguia bloquenado los ataques, pero Armonous la arrojo con la fuerza. Vaks corrio hacia el cultista y lo empujo. Pheng logro reincorporarse y comenzo a cargar con la fuerza una onda de choque. - ¡Esto es por Zhaus! - exclamo Pheng, ella arrojo a Armonous. Armonous se reincorporo y lucho contra Pheng, pero esta lo atraveso con su sable de luz. Armonous cayo desplomado, muerto. Los cultistas se estaban retirando, sin Armonous, la hermandad de las sombras se desestablizaria. Habian ganado la batalla, pero no la guerra........

Capítulo Siguiente

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

También en FANDOM

Wiki al azar